¡Qué buen tiempo para pasar el día en el campo, cerca de un río para poder mojarse los pies y refrescarse!

No sólo los pequeños disfrutan de estos planes, a los mayores también nos gusta cambiar la rutina y preparar una comida campera en casa para tomárnosla tranquilamente, disfrutando del aire fresco y puro que nos brinda la naturaleza.

 

Aquí van unos útiles consejos para saborearla y disfrutarla al máximo:

  • ¿Hogueras/barbacoas? Nunca.
  • Una ensalada es refrescante y ligera de comer si el día es caluroso. Además es un plato muy completo si está compuesta por alimentos de todos los grupos: atún o huevo (proteína), una manzana y verduras (hidratos de carbono y vitaminas), aceite de oliva (lípidos)… Aliñarla un ratito antes del consumo impide que se ponga “mustia” (los alimentos se oxidan en contacto con el aire).
  • La sandía, ¡sanísima! Hidrata con la gran cantidad de agua que contiene y aporta antioxidantes como el licopeno que nos protegen del cáncer. Si hay un río cercano, sumérgela en él mientras tomas la ensalada y sentirás su frescor natural en tu paladar al morderla.
  • Evita alimentos muy calóricos ya que sentirás pesadez si la temperatura ambiente es elevada.
  • Entra poco a poco al agua si vas a bañarte, recuerda evitar el corte de digestión.
  • Aprovecha la salida para hacer algo de ejercicio, ya sea nadar, pasear, jugar a la pelota con los pequeños…

 

Y lo más importante… ¡DISFRUTA!

Comida campera - Julio

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies